Perfecciones.

Mis números.

Simply and easy.

English plantillas curriculums vitae French cartas de amistad German documental Spain cartas de presentación Italian xo Dutch películas un link Russian templates google Portuguese foro de coches Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

jueves, 3 de mayo de 2012

Un mal dia;un fraude.

Tener una mala noche, al despertar mirar al techo y preguntarte el sentido de tu existencia,  mirar automaticamente el móvil teniendo la ilusión de ver esa luz roja que te muestre que te ha hablado, que todo es normal pero como de costumbre no hay nada, suspiras acariciándote los ojos por el dolor que sientes, las consecuencias de pasarte toda la noche llorando, suspirar y vestirte sin ganas pensando las horas que te quedan para que sea un nuevo día, pensar el porque de que te duele tanto el corazón buscando desesperadamente una manera de solucionarlo todo, darle a delete y borrarlo todo.
No hay nada que mas duela el sentirte un fraude, como si no fueras nada y aun asi tienes que ir al colegio, esbozar una falsa sonrisa, disimular tu mal aspecto, decir que estas bien, que no se preocupes cuando lo único que piensas es que necesitas un abrazo pero como de costumbre te encierras en ti misma, te quedas inversa en tus pensamientos viendo como pasa el reloj mirando el móvil y deseando retroceder un día, hacer como si nada hubiera pasado, la gente te mira de vez en cuando pero tu sigues ahí recapacitando todo lo que sucedió, analizar cada sentimiento que sientes, pensando por que eres tan tonta, por que lloras tanto, por que te encuentras así, por que no puedes decirles a tus propias amigas lo que te pasa, ver pasar las horas una a una, disimulando tu poca estabilidad, intentando parecer que tienes el sistema nervioso como una piedra, leer y leer la conversación cada frase, cada palabra, cada frase hecha, cada palabra que te daña el corazón y te hace llorar, no eres lo suficiente fuerte.
Toca el timbre y tu sigues igual, no tienes ganas de nada, te colocas tus auriculares y sin avisar a nadie te vas a tu casa sola, recordando a cada milímetro lo que te dijo, describiendo el daño que te hizo, suspiras automaticamente pero no tienes nada que decir, solo puedes sentir y llorar de camino a casa, total.
Llegas, te encierras en el cuarto y comienzas a llorar sin saber que hacer con tu vida, sin saber que pasara mañana, intentas ser fuerte, distraerte pero sigues llorando.
Pensar cada frase que te dijo, analizarla y llorar de nuevo.
Por mucha oscuridad que halla, siempre habrá una pequeña pizca de luz rodeada de tanta oscuridad.
No hay nada peor que sentirte inútil, pero..  lucha, llora, pierde,levanta,triunfa,sonríe, pero princesa ante todo:se feliz.
Por muchos días malos que halla a lo largo de la vida eres lo suficiente fuerte para soportarlo absolutamente todo, eres una princesa.
Y las princesas no lloran.

No hay comentarios:

Publicar un comentario